El weblog de Johann Tenorio, Buenos Aires, Argentina
Para dejar tus comentarios, hacé click en el sí­mbolo Pero en éste no!!! En el de abajo de cada nota, o hacé click aquí­ para enviarme un e-mail

martes, junio 05, 2007

Zentner, el referente rebelde

Me llegaron en el día de ayer 3 mails del Mº Javier Zentner, a quien ustedes recordarán por haber lanzado la iniciativa de hacer una "marcha coral" que solicite un mayor apoyo oficial a la actividad.
En uno de dichos mail, Zentner me solicita que publique lo siguiente:
"Estimado Johann:
He leido con interés el intercambio de mensajes y opiniones suscitado en el sitio Corolario, referidos a la frustrada convocatoria a presentar un petitorio ante las autoridades de Cultura de la Ciudad de Buenos Aires, episodio acaecido entre noviembre de 2006 y abril de 2007, y que todavía continúa con su devenir.
Como he sido citado reiteradamente y a fines de aclarar algunos puntos y actualizar la información respecto de otros, te escribo con pedido de que publique la presente en el mismo sitio donde han sido emitidas las de referencia (mis conocimientos de informática y mi paciencia no han llevado a buen puerto mi intención de resolverlo de manera directa).

Entiendo que no es necesario abundar sobre las motivaciones de la covocatoria. En los mensajes enviados a distintos sitios de intercambio y foros de discusión se puede seguir el proceso.

Mi decisión de tratar de involucrar a ADICORA en la convocatoria está apoyada en la realidad de que es la única instancia institucional integrada por muchos de mis colegas y de la cual yo mismo participo. No me pareció correcto avanzar en la realización del acto sin antes haber agotado las instancias de discusión que permitieran la adhesión de ADICORA. En la Asamblea de inicios de este año, coincidente con la renovación de autoridades, pedí que se incluyera la discusión del tema en el orden del día. La petición fue aceptada por la Comisión Directiva saliente. De los casi 90 asociados a la Filial Ciudad de Buenos Aires, se hicieron presentes casi un tercio (29). Mi exposición fue enfrentada por los argumentos de otros colegas (la mayoría de ellos integrantes de la actual Dirección), que aceptaban la justicia del reclamo, pero rechazaban la metodología propuesta. Puesta a votación, el pedido de adhesión institucional tuvo 3 (tres) votos a favor, 25 (veinticinco) en contra y 1 (una) abstención. Posteriormente, fue una decisión personal plantearle a mis colegas de la Comisión Promotora (Marcelo Silberleib y Fabio Valente), que actuábamos por fuera de ADICORA, la conveniencia de suspender la movilización a la espera de que la nueva Comisión Directiva de ADICORA resolviera alguna estrategia. Esos tiempos suceden en este momento y supongo que en la próxima reunión (el día 10 de junio), habrá alguna novedad (ya hubo una conversación durante la primera reunión de la Comisión Directiva).

En mi entender, la Comunidad Coral es un conjunto que incluye a ADICORA, pero abarca más ampliamente a otros integrantes de la Comunidad (coreutas, compositores, periodistas, productores, allegados), que no tenemos organización como tal. Espero que ADICORA haga una resolución positiva en un tiempo razonable para que de una vez y – en lo posible – para siempre, el lenguaje coral tenga un espacio permanente de participación de los recursos del bien común. Esto implica: escenarios, prensa, informática, diseño, estudios de grabación, personal, etc. Y que las programaciones planificadas y organizadas desde las estructuras correspondientes, incluyan al lenguaje coral en sus diversas expresiones. Todo ello sin que sea necesario afectar la de por sí rica dinámica que por suerte somos capaces de generar por fuera del área oficial.

Respecto de la definición de “elitista” que leí en uno de los mensajes, me permito aclararle a quien lo emite, que no es necesario un “papelito” para acceder a la Asociación de Directores de Coro. El “papelito”, como las partituras, es una herramienta y un testimonio, pero no una condición necesaria y suficiente. Varios de los Directores que compartimos ADICORA carecemos de “papelitos” y en cambio podemos refrendar nuestra condición a partir de nuestros meros antecedentes y la consideración de nuestros colegas. Entre otras cosas, la Asociación permite compartir experiencias y organizarnos para la obtención de beneficios comunitarios.

Un último párrafo, con destinatario particular: “Borinquen” es el nombre que los habitantes originarios de Puerto Rico le daban a su tierra. Puerto Rico queda lejos del Perú. Casi tan lejos como el derecho de ninguna persona a poner en duda la nobleza de mis intenciones cuando me involucro en asuntos propios de mi actividad. Asimismo, la actitud de definir como “piquete” a la posible movilización de la Comunidad Coral es algo que, en los ´70 llamábamos – parafraseando a Landrú – “cosas de señora gorda”.

Un saludo afectuoso para vos y a quienes, con sus bienintencionados aportes, enriquecen este foro.
Javier Zentner"

No me termina de convencer el tono utilizado por Zentner, en el que reparte unos cuantos sopapos a varios amigos de la casa (yo también recibí los míos en otro mail), pero estoy de acuerdo con él en varios tópicos. Particularmente, coincido en que ya es un buen momento para que ADICORA FCBA se expida en cuanto a apoyar o no la movilización, habiendo pasado ¡6 meses! de la convocatoria original.
El problema es el que ya todos sabemos: ayer se realizaron las elecciones porteñas, y el resultado parece bastante desalentador para quienes pretendemos inversión en áreas culturales. Ninguno de los dos participantes del próximo ballotage parece muy decidido a promover espectáculos culturales, y eso que uno de ellos es el propio ministro de Educación y Cultura.
Tal vez, por esta misma razón, ahora más que nunca sea necesaria la movilización.

También concuerdo en que no toda manifestación ante las autoridades deba considerarse un piquete. Como ya he dicho, el piquete me parece una demostración de prepotencia, que en general provoca rechazos y resta posibles adhesiones de otros sectores de la comunidad (a no ser que el motivo sea realmente valedero, como en el caso de los ciudadanos de Gualeguaychú). Por el contrario, una manifestación ordenada y que no estorbe el normal desenvolvimiento del resto de la sociedad, me parece un recurso absolutamente válido para hacerse notar ante las autoridades.

Pero insisto, no me gusta mucho el tono que usa Zentner. Está bien, en este mismo blog y en los comentarios vertidos en el post "Una marcha sin marcha", se hicieron algunas insinuaciones acerca de su persona y sus posibles motivaciones para organizar esta movilización (pido disculpas por la parte que me toca), pero de todos modos me parece que para que la misma tenga alguna posibilidad de éxito, es imprescindible que estemos todos unidos y tirando para el mismo lado. Aún con todas nuestras diferencias, estamos todos en el mismo barco, y si nos peleamos entre nosotros, no vamos a conseguir nada positivo.

Espero que todos podamos aportar un poco de buena voluntad y predisposición para poder solucionar el entredicho, y seguir avanzando en esta iniciativa.

Quedo al aguardo de sus comentarios,

Johann

Etiquetas:

5 Comentarios:

Anonymous javier zentner dijo...

Estimado Johann;

En primer lugar, te agradezco la gauchada informática. Como podrá comprobarse (y haciendo un esfuerzo digno de aplauso), me las estoy arreglando solito para ingresar mis opiniones a tu blog.

Primero: mi tono. Sinceramente, no sé qué de mi tono provoca (tu) desagrado. Me hago cargo de que, en las situaciones vinculares - salvo las patológicas - nada es de un lado solo. Buscaré y rebuscaré. Y te agradeceré los señalamientos que al respecto pudieras (vos o quién tenga algo que decir) acercarme. Eso sí: si se pone en tela de juicio una cuestión ética como la nobleza de mis procederes en cuanto a cualquier actividad que me comprometa, no esperéis de mi pétalos de rosa.
En el mismo rubro: la observación sobre el "papelito" pretende ser aclaratoria, amistosa y convidante.

Segundo: y entrando en lo específico de algunas afirmaciones tuyas: ADICORA FCBA ya descartó el tema de la movilización. Lo que es está discutiendo (y espero que el 10 de junio llegue a algún puerto), es el contenido del Petitorio (cuyo borrador te hice llegar y también circuló por la lista musicacoral). Una vez decidido el texto, se buscará la forma de esa presentación. Claro: no es lo mismo que nos hubiéramos movilizado en diciembre pasado (con la posibilidad de ingresar el Petitorio y - con un poco de suerte - instalar la idea del espacio coral como proyecto concreto - no olvidar que en época de elecciones se consiguen algunas cosas que después no) que ahora, como vos bien decís, con un resultado que nos manda por lo menos al 10 de diciembre próximo con suerte (y con escasas chances de encontrar un oído escuchador).

Por las dudas siga sin entenderse, atender a las actividades que está desarrollando el área Coros del Instituto de Cultura de la Provincia de Buenos Aires, hoy a cargo del Mº Eduardo "Chino" Correa.

Tercero: coincido plenamente contigo en cuanto a la necesidad de deponer cuestiones personales en aras del beneficio del conjunto. Pero (y lamentablemente reincido en el punto 1) no es lo mismo estar en desacuerdo que poner en duda la buena fe de las personas. En lo que a mi me toca, he tratado infructuosamente, en trámites de estricto orden personal, de superar ciertos enconos. Pero como dice Silvio Rodríguez, "yo sé que hay gente que me quiere, yo sé que hay gente que no me quiere".
En todos los casos, haceme un lugarcito en el barco, no importa mucho si en cubierta, en la sala de máquinas o en el timón.

Un abrazo

Javier Zentner

5/6/07 23:50  
Anonymous Wolfgang Amadeo Carrizo dijo...

Aprovecho para hacer un comentario ahora que el tema esta `en caliente´.En principio agradezco a Zentner que de primera mano nos cuente como se dieron las cosas,sobre todo para no andar tejiendo especulaciones sobre lo que pudo haber pasado,especulaciones que en cierta manera,supongo,motivan la`acidez´en la respuesta del maestro.No lo conozco personalmente,pero creo que si alguien tiene buena leche,al hacer algo,deba sentirse molesto,que digan que lo hace por beneficio propio,aunque tambien debo decirle,amigo Zentner,que los que aqui escribimos tambien lo hacemos de buena fe,y cada quien lo hace desde su modesto conocimiento de las cosas,algunos conocen mas,otros,como es mi caso,menos,entonces nos es dado,tambien,el equivocarnos.Aun cuando no me sienta en lo absoluto tocado,me parece oportuno señalar,que la persona que hablo de elites,era coincidente con la idea expuesta por Zentner que los `papelitos´ no otorgan idoneidad para desarrollar una tarea,simplemente dijo no gustar de las elites o de las agrupaciones.Demosle entonces la posibilidad a este muchacho de no gustar de ciertas cosas.Me tomo este atrevimiento aunque se que no me corresponde(De nada,Bruzzo..).Lo que yo podria sugerir humildemente,(cosa que seria un sacrilegio en nuestra actividad)es bajar medio tono a la discusion,claro esta,sobre todo porque ahora van a venir las respuestas,y ya sabemos todos que pasa si se sube el tono(podemos estar fuera de tesitura y empezamos a calar,jeje)entonces ante todo tranquilidad.Es interesante la idea de Zentner y coincido con Johann,que este tipo de medidas son las que movilizan a la gente y`despiertan´funcionarios,en tanto no sean coercitivas,ni generen molestias a otros,pensando que si tiene exito poco importara si el o los que iniciaron todo, lo hicieron con un fin personal o motivados por la nobleza que su actividad salga adelante,lo aprovechara el que participo y el que no,el de la primera hora y los `que se suben al carro´,hacer la del `llanero solitario´solo genera aislamiento,y muchas veces,mas tarde o mas temprano,siempre se necesita de alguien mas,y ahi es cuando nos recuerdan que cuando nos necesitaron no estuvimos ahi.Esperemos entonces que los responsables de la cosa nos hagan saber a la brevedad lo que resolvieron sobre todo pensando,que si se veta una idea,o la manera de llevarla a cabo,bueno es suponer que es porque tengan mejores ideas,o mejores metodologias a desarrollar para llevar a buen fin proyectos como este,nocierto?.No quiero pensar que son como los que dicen,..me opongo a esto!!..y no se les cae una misera idea para resolver las cosas.Saludos.

6/6/07 19:00  
Anonymous Johann dijo...

Javier, trataré de ser "brutalmente honesto" con vos, aún a riesgo de ganarme tu enemistad. De todos modos, si le buscás la vuelta a lo que digo, te darás cuenta que mi intención es absolutamente contraria a esto.

Cuando allá por diciembre de 2006, luego de que hubieras lanzado tu iniciativa, la cosa se empezó a dilatar y a enroscar, en varios pasillos recogí comentarios del tipo "lo que pasa es que Zentner quiere figurar, ahora que no está más en la comisión directiva de ADICORA". Esto lo escuché de varias personas sin relación entre sí, de las cuales por supuesto no daré nombres porque no viene al caso. Más allá de que haya sido realista o no, el tema es que el comentario flotaba en el ambiente, y sin conocerte lo suficiente, tampoco pude hacer una valoración genuina del mismo, como para poder generar una opinión propia.

La falta de apoyo de ADICORA, tanto de sus anteriores autoridades como de las actuales, no hizo más que potenciar esa sensación, al igual que la creación de la "Comisión Promotora" que encabezás junto con Marcelo Silberleib y Fabio Valente. Esto también provocó rumores del tipo "Zentner se cortó solo", como menciona Wolfgang Amadeo Carrizo en su propio comentario (espero, don Wolfgang, no haber sacado demasiado de contexto su frase). Conclusión: por poco no llegaste a ser un "terrorista coral" de la calaña de quien esto escribe.

¿A qué apunto con todo esto? Te soy sincero, no es un reproche ni nada que se le parezca. No tiene sentido alguno que pretenda plantearle reproches a alguien con tu experiencia y trayectoria. Sólo quería informarte de algunos ecos que fui recibiendo desde diciembre hasta acá, y que también me provocaron cierta molestia, desde ya que nada comparable a lo que podés haber sentido vos. Reitero: mi intención es puramente informativa y recalco que no puedo, por falta de conocimiento acerca de tu persona, formarme una opinión propia.

Con respecto a la actitud de ADICORA FCBA, sí, estoy de acuerdo con vos en que ya es tiempo en que vaya definiendo el texto del petitorio y la forma de presentarlo. Que quede claro (porque ya me imagino lo que se puede llegar a decir) que esto no va contra las personas que integran la actual comisión directiva: me une una excelente relación con Diego Boero, algo similar pasa con Eduardo Ferraudi, respeto muchísimo a Analía Miranda (he tenido poco contacto con ella pero me parece una persona muy copada), y lamentablemente casi no conozco a los demás miembros. Pero descuento que sus intenciones son las mismas que las tuyas y las mías, y por ahí sólo diferimos en las maneras de plantearlas.

Ah, y con respecto al tono... que querés que te diga, aludir a Rita Stein con eso de las "cosas de señora gorda", me parece algo subido de tono. Tal vez Rita tampoco se haya andado con sutilezas, y en todo caso los invito a ambos a que se junten y charlen un poco, como para ir buscando un punto de concertación. No creo que sea tan difícil, habida cuenta de que ambos están tratando de nadar en la misma pileta desde hace muchos años.

Abrazo a todos,
Johann

7/6/07 14:07  
Anonymous javier zentner dijo...

Estimados Wolfgang y Johann: En primer lugar, felicitaciones al portador de tan bien elegido seudónimo (el primero, digo). No sé si habrás visto jugar al mítico y verdadero Amadeo. Yo sí.

Entrando en materia: creo que estoy de acuerdo en términos generales con los conceptos que se manejan. Algunas puntualizaciones: No voy a hacerme cargo de que "las generales de la ley" sean, posmodernamente, que las personas que promovemos la participación en lo que termina siendo nuestro entramado social, seamos invariablemente individuos que buscamos como primer objetivo el beneficio personal. Lamento que sea esa la regla general. No me va el sayo.
No me siento necesitado de ostentaciones curriculares. Me alcanza con mi conciencia.

Formé parte de la primera Comisión Directiva de ADICORA Nacional porque faltaba uno para completar el equipo. Habiendo participado de las reuniones preparatorias (Centro Cultural SAN MARTÍN), concurrí al Congreso de Córdoba conciente de compartir con muchos colegas cantidad de inquietudes. Y celebré la formación de ADICORA como uno más, desde el llano. Puesto en funciones, se hizo patente que yo no era apto para la función cuya resonsabilidad había asumido. Y coincidió la Asamblea de Buenos Aires (¿diciembre de 2003 ó enero de 2004?) con un desborde de mi agenda profesional. Esto me hizo incurrir en ausencias concretas, en instancias imperdonables. Pedí una licencia y fui reemplazado. Primero por Jorge Dutto y luego (cuando se reeligió a la misma Directiva - Mar del Plata 2005) por Diego Lenger. Los "grumos" de orden personal que aquella situación provocaron, los dirimí como acostumbro hacerlo, cara a cara y con las cartas sobre la mesa.
Hay quienes confunden afán de participación con afán de figurar. Es su problema, no el mío.
Estuve en el reciente Congreso de Córdoba, acompañando la entrega de la posta de la antigua Comisión Directiva (de la que formé parte), a la actual. Y me sentí parte. Parte de ADICORA y parte del proceso de fortalecer una Institución que se ocupe de las inquietudes, problemas, proyectos, sueños, realidades y fantasías de los directores de coro de mi país.

Cada quien tiene el derecho de prestarle oidos a quien le parezca. Y de darle crédito en consonancia con su propia capacidad de análisis. Esa es tu posibilidad.

Ciertamente, hubo situaciones de desacuerdo. He planteado mi oposición y mi desagrado por el criterio con el que se pretendía justificar la Antología Coral que ADICORA presentaría durante las sesiones de WACCA 2006. Mis opiniones fueron públicas.

En cambio, no recuerdo hacer recibido, como socio de ADICORA, las felicitaciones de ADICORA por haber obtenido el Primer Premio del Concurso Nacional de Composición de Obras Corales, distinción que me será entregada por la Agrupación ARS NOVA en unos días. Cosas que pasan.

No considero que la Comisión Promotora que integramos con Marcelo Silberleib y Fabio Valente implique una forma de "cortarse solo". Si ADICORA hubiera aceptado y apoyado la convocatoria, lógicamente habría tenido un lugar en tal instancia. Como creo haber dicho anteriormente, la Comunidad Coral es más que ADICORA. Mi opinión es que la incluye y no vice-versa. Los coreutas no integran ADICORA. Y por respeto a ADICORA es que preferí suspender la movilización y esperar que la nueva Comisión Directiva le diera curso al tratamiento del Petitorio.

Finalmente: Nunca, hasta ahora, desde el comienzo de nuestros intercambios, leí de tu parte una corroboración o una desmentida respecto de los dichos de otra persona sobre la nobleza de mis intenciones. Yo estoy dispuesto a discutir con las personas acerca de argumentos, estrategias, razones. Para que me interpreten recurro a personas idóneas en la materia.

"Señora gorda" (vos sos un poco chico) es una figura que empleaba el humorista Landrú y que impuso popularmente en los años ´60 del siglo pasado.

La señora Rita Stein está ofendida conmigo desde el año 2003, porque no tuve en cuenta a su respetable programa al distribuir una gacetilla de prensa desde la Dirección General de Música de la Ciudad, donde yo organicé durante un año y monedas una cantidad de actividades corales (algunas con muy buenos resultados, otras con pésimos resultados y otras con buenos y/o regulares resultados). La instancia que me sugerís tan amable y bienintencionadamente, ya sucedió a fines del año pasado. Personalmente, ya le dediqué al asunto más de lo que se merece.

Reciban un afectuoso abrazo y disculpas por la lata.

Javier Zentner

8/6/07 00:21  
Anonymous Wolfgang Amadeo Carrizo dijo...

Estem..Que quiere que le diga Don Johann?,jeje,me parece que si esta sacado demasiado de contexto.Al referirme hacer la del `llanero solitario´pensaba en la gente que es poco solidaria al llamado de una convocatoria como esta,digo,si se piensa que el reclamo es justo y el beneficio puede ser aprovechado por todos,¿porque la persecuta de andar viendo quien genera la propuesta?Lo unico que me revela esto es que si ese era el pensamiento dominante en ADICORA dificilmente logremos cambiar algo.Hay que dejar las paranoias de lado,mas alla de las simpatias o las antipatias que nos pueda provocar alguien y pensar que si hay alguno que pueda tener ideas a desarrollar se puedan lograr acuerdos para llevarlos a cabo.No lo quiero hacer muy largo,espero ver como se desarrolla esto para seguir comentando.Saludos.

8/6/07 11:13  

Publicar un comentario

<< Home